Tecnología sanitaria, innovación al servicio del paciente y pieza clave para el sistema de salud

noticia |

No cabe duda del valor que aporta la tecnología al ámbito de la salud: la innovación en este sentido abarca desde los más sencillos insumos médicos hasta los más complejos dispositivos digitales que se utilizan para prevenir, diagnosticar o tratar enfermedades.

Gracias a las empresas Españolas que durante los últimos años han innovado en el ámbito de la tecnología sanitaria, nuestro país se sitúa entre las 5 naciones europeas que encabezan la lista de los más importantes desarrolladores de innovación al servicio de la medicina.

Y es que la tecnología para la salud es un sector estratégico, puesto que está presente a lo largo de toda la vida de las personas e, incluso,  antes de nacer. “La tecnología aporta innovación y sobre todo eficiencia, que es un elemento muy importante para la sostenibilidad del sistema”, señala en una entrevista publicada por EFE Salud Margarita Alfonsel, Secretaria General de la Federación Española de Empresas de Tecnología Sanitaria (Fenin).

¿Cuál es el impacto de la innovación en la salud?

Los nuevos desarrollos tecnológicos al servicio de la salud tienen un impacto en la mejora de la calidad asistencial, ya que contribuyen tanto en la reducción de los riesgos como de los efectos secundarios: por ejemplo, la monitorización cardíaca ha repercutido en una disminución de 40% en las hospitalizaciones; el uso de nuevos dispositivos de seguridad ha reducido en 67% el riesgo de infecciones en los centros de salud y más de medio millón de pacientes con enfermedades respiratorias crónicas reciben en casa sus terapias, lo que incide positivamente en la relación coste-efectividad de la asistencia médica, de acuerdo con los datos manejados por Fenin.

Actualmente, el 70% de las decisiones clínicas se apoyan en los test de diagnóstico in vitro, contribuyendo a una rápida detección de alteraciones en el organismo y a la predicción del riesgo de enfermedades. 

Asimismo, los programas de screening contribuyen al diagnóstico precoz de enfermedades como el cáncer, cuya detección temprana es de vital importancia para frenar su desarrollo. En Europa, se ha logrado reducir a la mitad los casos de cáncer de mama y cérvix gracias al cribado de pacientes de riesgo.

El diagnóstico por imagen, de gran utilidad en casos de emergencia, disminuye las hospitalizaciones  y cirugías, mientras que las bombas de insulina y los glucómetros permiten mejorar el tratamiento de las personas diabéticas.

Por otra parte, gracias a la telemedicina, disminuyen los tiempos de hospitalización y se lleva a cabo la monitorización remota, lo que  ha supuesto para Europa un ahorro de 250 millones de Euros al año.

En definitiva, la innovación contribuye a una mayor eficiencia del sistema sanitario -con procesos más rápidos y seguros- y repercute positivamente en la calidad de vida de los pacientes, al aportar soluciones para una mayor precisión en el diagnóstico y para el tratamiento de diversas enfermedades.

Valora esta noticia

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Loading...