fbpx

¿Cómo se aplica el ‘Design Thinking’ al sistema sanitario?

eProfessionals noticia |

En los últimos años se han conseguido muchos retos tecnológicos. Con las nuevas tecnologías se ha mejorado el diagnóstico, las intervenciones quirúrgicas, la fabricación de productos farmacéuticos, etc. Esto ha provocado que la práctica de la medicina sea más compleja y se apueste por la experiencia del paciente.

La metodología del Pensamiento de Diseño, también llamada Design Thinking, ha generado un proceso de innovación sistemático que trata de priorizar la empatía con los pacientes, prestando especial atención a sus necesidades y deseos. ¿Cuál es el objetivo? Comprender el problema para generar soluciones que sean más eficaces y adaptadas al paciente.

Si los hospitales innovan en la prestación de servicios, seguramente se tenderá hacia el éxito. El Design Thinking aporta a los médicos integración de enfoques más creativos y centrados en los pacientes. Esto ayuda en la mejora de la gestión sanitaria.

Beneficios del Design Thinking

  1. Mejora la experiencia del paciente en la interacción con los dispositivos y máquinas. De modo que se reduce la ansiedad y el miedo.
  2. Se mejora la comunicación médico-paciente.
  3. Se aumenta la comodidad y movilidad del paciente.

Ejemplos de Design Thinking

Con el Design Thinking se pretende que el paciente se sienta cómodo, que tenga una buena experiencia. Os presentamos algunos ejemplos:

  1. Rediseño de las máquinas de resonancias. Su creador, Doug Dietz, detectó que los pacientes tenían miedo a utilizarla. Así que rediseñó las máquinas para que fueran más agradables, y las hizo en forma de naves o barcos piratas. De este modo resultaba una buena experiencia, como de juego, sobre todo para los niños. Dietz fue el primero en implementar este concepto. 
  2. Los pijamas de los pacientes. Para que el paciente no tuviera vergüenza al llevar uno se diseñó un pijama que pudiera ser usado tanto dentro como fuera del hospital. 
  3. Una app dirigida a pacientes y visitantes también forma parte de este concepto. La clínica Mayo creó una para que ayudara a los pacientes a encontrar información sobre el centro hospitalario, itinerarios, tiempo de permanencia, citas, etc.

El Design Thinking también se aplica en la recogida de información a través de brainstormings, nuevas ideas y prototipos que ayuden a la motivación y el trabajo en equipo. Se pretende seguir creando nuevas ideas centradas en comprender e intentar dar solución a necesidades reales expresadas por los diferentes usuarios de los servicios. Esto demuestra la importancia del protagonismo del paciente en la asistencia sanitaria.

Valorar News

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (3 votes, average: 5,00 out of 5)
Loading...