Inteligencia Artificial para detectar contenido de salud falso o erróneo

adverif.ai

Una de las últimas noticias que publicamos el año pasado en Campus Sanofi alertaba sobre la preocupación de los profesionales de la salud acerca del exceso de información médica no contrastada, errónea o directamente falsa. La infoxicación es, sin duda, uno de los riesgos y contrapesos de la digitalización sanitaria. Para combatirla, las propias recomendaciones de los doctores son claves, al actuar éstos como prescriptores de referencia. Y por suerte, empiezan a proliferar también herramientas que detectan de forma automática esas informaciones y bulos poco fiables. El mejor ejemplo es Adverif.ai, un software basado en inteligencia artificial que rastrea e identifica noticias falsas y/o malintencionadas, malware y otro tipo de contenidos problemáticos en internet.

AdVerif.ai escanea todos los contenidos para detectar mediante algoritmos programados y ‘deep learning’ patrones e indicios de algún tipo de irregularidad: titulares que no coinciden con el contenido posterior del de texto o exceso de mayúsculas en un titular. Este software tiene además una base de datos con miles de historias falsas y verdaderas, que se actualiza cada semana.

La oportunidad y conveniencia de herramientas como AdVerif.ai se ilustran con estudios como el que recientemente ha publicado la consultora Gartner, que predice que en 2022 la mayoría de las personas en economías avanzadas verán más noticias falsas que reales. También el ‘Doctor Google’ cada vez tiene más pacientes. Según el último informe Eurostat, la mitad de los internautas españoles consulta dudas médicas a través de este buscador. Esta cifra supone un aumento del 30% en una década y cuadra con la media con la de los países de la Unión Europea, donde un 48% de ciudadanos busca asesoramiento médico a través de Google.

INICIATIVAS DE LOS GIGANTES DE INTERNET
El propio buscador principal de Internet está adaptando y mejorando su servicio atendiendo al hecho de que, según sus propios datos, los resultados combinados de términos médicos como ‘sinusitis’, ‘resfriado’ o ‘gripe’, representan una de cada 20 búsquedas. Por este motivo, desde el pasado mes mayo se han añadido resultados de más de 900 enfermedades y sus descripciones. La compañía ha recopilado la información bajo la coordinación y validación de un equipo de médicos y la tutela de la Clínica Mayo. No obstante, Google insiste en que ninguna información puede reemplazar una visita al médico.

También Facebook está actuando en este sentido. La empresa de Mark Zuckerberg ha anunciado que va a cambiar sus algoritmos para evitar la difusión y viralización de noticias falsas que comparten sus usuarios.